Tres horas a 650 grados: Así incinera un crematorio mexicano durante pandemia

NEZAHUALCÓYOTL, MÉXICO.- Con casco, mandil y guantes, Juan Carlos y Víctor Manuel trabajan en un crematorio que incinera al máximo de su capacidad en el área metropolitana de la Ciudad de México, que suma casi 2.000 muertos por el COVID-19 sin haber llegado todavía al pico de la pandemia.

El panteón municipal de Nezahualcóyotl, ciudad colindante con la capital mexicana, inició a finales de abril, en plena expansión de la enfermedad, su servicio de cremaciones en dos hornos con una capacidad para tres cuerpos diarios cada uno.

EFE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *